Costa Rica, miércoles 22 de octubre del 2014. 11:07 pm. Bienvenido a CRHoy. Suscríbase

Suscribase

Familia soñó en grande y hoy exporta a Japón

1 de abril de 2012

12:13 am

Daniela Araya


Compartir




Una familia cafetalera en la zona de Dota se atrevió a soñar en grande. Hoy los Navarro Porras son exportadores en Japón, Australia y Estados Unidos, con uno de los cafés catalogados como más finos del mundo.

El sueño inició hace tres años con la idea de cambiar el negocio familiar que por décadas había sido únicamente de recolección de café. Esta familia, que tuvo una tradición por 39 años y que se remonta a la época de los abuelos y bisuabuelos, tuvo que iniciar por pensar en grande para darle la vuelta al mundo con el café costarricense.

Enrique Navarro, joven administrador del negocio familiar, cuenta que hubo un momento en que entendieron que ya no era suficiente con cosechar el café, tenían que darle un valor agregado por lo que decidieron procesarlo.

“Esa fue la parte más dura, el inicio, primero porque era algo sin explorar y después por la carga económica”, cuenta Navarro.

La familia necesitó de financiamiento externo para poder adquirir el equipo y en un inicio no fue sencillo hallar quiénes creyeran en el proyecto. Tras varios “NO”, el Ministerio de Agricultura fue parte de la respuesta, ya que aportó cinco de los treinta millones que costaba la maquinaria con la que hoy despulpan, lavan y preparan el café.

Cuando ya llevaban tiempo procesando el fruto, decidieron salir en busca de compradores. Ahí fue donde apareció esa figura fundamental que enlaza a los productores con posibles compradores en el mundo, los trae hasta Costa Rica y los invita a tasar el café.

“Parte de las cosas más gratificantes de esta actividad es ver ese producto final, ya terminado, en una bolsa, que va a decir café de Costa Rica, producido con la bandera de dota, producido por la familia Navarro Porras”, relata Navarro con sobrado orgullo.

Hoy, tres años después de ese sueño, este Microbeneficio de nombre Monte Copey es operado por una pequeña familia de cuatro personas que le da trabajo a quince recolectores. Ellos llevan hasta los destinos más alejados del planeta el nombre de Costa Rica y el de la región de Dota, todo en una bolsa de delicioso café.

Escrito por Daniela Araya | daniela_av@hotmail.fr | Ver todas mis noticias

Paute en Crhoy.com | Los comentarios expresados en las columnas de opinión, en la opinión de los lectores y comentarios de terceros al final de las notas o en las páginas de redes sociales, son responsabilidad exclusiva de sus autores. crhoy.com no se responsabiliza por su contenido

Licencia  Se autoriza reproducir total o parcialmente citando la fuente siempre y cuando no sea con fines comerciales. - G+